Llegó el momento de consentir a Papá

Por.- Sommelier Aline López Gallegos.- Llegó el día del año para festejar al hombre que nos ha enseñado sobre esfuerzo, trabajo y dedicación. El día del padre es una fecha donde no podemos perder la oportunidad de agradecer y hacer saber a nuestro padre que le queremos y deseamos lo mejor para él.

Uno de los mejores regalos es una botella de vino. ¿Por qué? Bueno, tomar vino es aprender sobre historia, familias, trabajo, clima y terreno. Además, alrededor de una botella de vino siempre hay pláticas, risas, camaradería que terminan en salud. Porque cada vez que chocamos nuestras copas deseamos eso, salud.

Es bueno recordar que el vino tiene cualidades benéficas para nuestro organismo, como antioxidantes, ayuda a tener un sistema inmune más fuerte, evita la degeneración de las células, contribuye a combatir la trombosis, el colesterol, problemas cardiovasculares entre otros padecimientos.

Tendríamos que empezar con Encinillas, una de mis bodegas favoritas del Valle de Encinillas, Chihuahua y uno de sus vinos que ha enamorado y sorprendido: Megacero. Esta etiqueta es un blend de merlot, shiraz y cabernet con crianza en roble francés lo que resulta en un vino estructurado y fresco con notas de ciruela, frutos negros como el casis y las zarzamoras, notas a vainilla, chocolate y café; taninos marcados, pulidos y bien integrados.

Es un vino que se puede compartir con toda la familia ya que por su redondez resulta muy ameno, la botella por si misma es una joya que no necesitará envoltura.

Mi siguiente recomendación tiene que ser la uva más querida por el mercado mexicano que ha ganado muchos fans en nuestro país y no puede faltar en una comida o cena con mucho estilo.

Si el rey de la casa es fan de los nebbiolo, sorpréndelo con uno de Aguascalientes, la opción que te propongo es Sophie de la Bodega Santa Elena.

Éste cien por cien nebbiolo con crianza de 12 meses en roble francés, tiene una frescura vibrante y gran elegancia, con taninos marcados; recuerda las notas de cerezas, violetas, sotobosque y trufas negras, ideal para maridar con quesos, atún, risotto, chorizo español o magret de pato.

Yendo hacia el norte se distingue Cava Maciel, una bodega ubicada en el Valle de Guadalupe y que propone Órbita: una opción ideal de un vino tinto fresco y versátil, con una mezcla de 80% tempranillo y 20% syrah; con una crianza de 12 meses en barricas de roble que le proporciona esa redondez justa que acompaña las notas de fresas y frambuesas envueltas en un largo final avainillado y notas de tabaco.

La juventud de este vino seguramente les invitará a abrir otra botella, entonces asegúrate de tener un respaldo y comida sencilla como carnes frías y quesos curados que puedan acompañar toda la tarde en familia. 

Si deciden festejar con mariscos, como pulpo a las brasas, atún, tacos de pescado o cualquier fruto del mar, les recomiendo el chenin blanc Centenario de Henri Lurton, del Valle de Guadalupe, el cual es completamente seco con 10 meses de crianza que le otorga una textura en boca similar a la mantequilla, con aromas a bollería, masa en fermentación, piñas maduras, avellana, miel de abeja; con buena frescura y elegancia con un final muy largo.

Pero ¿Qué pasa si papá se inclina por los vinos rosados?, entonces no se puede perder del Rosato de Montefiori, del enólogo italiano Paolo Paoloni, -es lógico que tenga un sangiovese entre su línea, ya que es la uva más plantada en Italia-.

Este vino tiene una acidez vibrante que conquista todos los paladares; de un color rosa salmón con destellos brillantes, que en nariz evoca aromas a arándanos frescos, durazno y mandarinas. Sin duda Rosato se ha convertido en uno de los rosados favoritos de los sommelier en el país, es un vino que debe probar ya que es tanta su demanda que a medio año ya se ha agotado.

Bueno, no podemos irnos sin hablar de un buen cabernet y esta vez les recomiendo el recién galardonado como mejor cabernet en el “Concours International Des Cabernets”.

De la Bodega Don Leo, en Parras Coahuila, donde tienen ya 20 años creando nuevas propuestas como este cabernet sauvignon añejado en barrica de roble, un vino intenso y elegante, en el que podrás encontrar aromas a pimiento rojo, moras, cereza negra, pimienta rosa y mentoles. Definitivamente este es un vino que no querrás dejar de compartir con el autor de tu vida.

Recuerda seguir en casa hoy en día las tiendas online se han vuelto una herramienta muy útil, las bodegas ahora te pueden hacer llegar sus vinos directamente, como en el caso de cavamaciel.com.mx o si prefieres pedir varias etiquetas distintas puedes pedirlos a mercadodevinos.mx, gourmandexplorer.com, vidmexicana.com y alcornoque.mx que enviarán con gusto a la puerta de tu casa, te los recomiendo.

Sobre la autora:

*Ensenadense, Sommelier Nacional de la Bodega Encinillas (Chihuahua) Licenciada en Gastronomía por la UABC, especialidad en Enología y Vitivinicultura, diplomada en análisis químicos de vinos y mostos y certificada por la WSET 2.

alilogal@hotmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s